lunes, 8 de mayo de 2017

Apps Bear. Hoy: Telegram

Primeras fotos de los desmayos por la caída de la aplicación esa cutre.
El día 3 de Mayo ha sido una jornada negra para mucha gente. Esa fecha negra, por la noche, se caía WhatsApp y el mundo ardía. Para los heterosexuales fue un palo muy grande, ya que por unas horas se quedaban sin tetas grandes, vídeos de mamadas, frases de superación personal y bulos absurdos, pero los verdaderos damnificados fuimos los gais, ya que nosotros sí que nos quedamos sin tetas grandes de verdad ni mamadas auténticas.
Los yonkis de whatsapp sufriendo ataques de pánico mientras el resto celebrábamos esas escasas horas de tranquilidad.
Por poner un ejemplo, yo ayer tenía una cita para mirar a Calatayud ya que mi novio no estaba y tenía pendiente ponerle los cuernos esta semana, así que por el bear contacté con alguien y le pasé mi teléfono para concretar el affaire por whatsapp y claro, drama. Mi interlocutor entró en pánico y no podía quedar por el bear, como si el no tener el color verde en la pantalla le hiciera volverse tonto, así que lo mandé a comer mierda y me quedé a dos velas. Y por lo que me comentan no he sido un caso aislado, mucha gente no ha quedado para follar por culpa de esa caída y la escasa inteligencia del personal.
Y ahora metes tu cosita aquí y lo empotras contra la pared ¿lo entiendes? (estos retrasados del whatsapp me tienen frito...)
Pero hoy es un nuevo día y voy a recomendar la alternativa natural a la mierda del whatsapp: Telegram.
Mi primer Telegram, lo recuerdo como si fuera ayer.
Telegram es amor, sin más historias. Tiene una interfaz sencilla y copiada a whatsapp, para que la gente pueda cambiar sin grandes problemas. También tiene llamadas, pero estas funcionan muy bien y tienen una calidad que hace que te corras de gusto, sobre todo cuando haces sexo telefónico (yo no, eso me lo ha contado un amigo...). No hace falta tener copias de seguridad de tus chats, con lo que no hay miedo de perder el móvil, y además puedes usarlo en una tablet sin hacer historias raras. Y no sólo en la tablet, también puedes usarlo en el ordenador, con un programa para Linux, Mac y Windows así como desde el navegador. Vamos, que puedes estar tranquilamente pajeándote por Cam4 mientras lees las frases de superación personal de uno de tus miles de grupos.
Lo dicho, Telegram es amor y potencia.
Y claro que hay grupos, donde meter a un porrón de personas para no decir nada, y puedes crear otros grupos de sólo difusión, es decir, para decir cosas y que nadie te conteste, como fiestas locas y orgías con musculocas en aceite que luego serán los cuatro fetos de siempre. Pero ya sabemos qué pasa en estos grupos, que te cogen el número de teléfono y al final te acaba escribiendo o llamando un tío delgado ya que ha visto tú número en el baño en uno de los bares de esa especie. Y esto es lo mejor de Telegram, no tienes que dar tu número a nadie, sólo es necesario tu ID.
Grupos y bots de Telegram que uso normalmente.
Así que Telegram tiene dos formas de añadir contactos, la tradicional con el número de móvil como hace whatsapp, donde con sólo añadir a un contacto en tu agenda ya lo tienes en Telegram, y desde su ID, para evitar que todo el bearwww tenga tu móvil y con él sepan hasta dónde trabajas, ya que no crees que haya locos por el mundo que no tienen nada mejor que estar acosando a otros por todas partes.
No entiendo cómo el puto loco ese me ha encontrado, si sólo le di el whatsapp y ese número sólamente está relacionando con mi facebook, twitter, infojob e instagram.
Y ya por último comentar que la aplicación de Telegram es muy configurable y puedes darle tu propio toque bear, con colores marrones y la banderita osa de fondo de los chats. Hay también un mundo nuevo de bots que te informan de forma automática de muchas cosas, pero esto sólo lo uso para que me diga mi horóscopo, así que poco más puedo decir sobre esto. De los que si puedo hablar es de que tienen sticker o pegatinas, algo que ya hizo popular Line, que después copió Facebook y que dentro de poco se hará tan popular que pensaremos que nuestra vida era una mierda sin los stickers estos, ya que Apple los va a incluir en sus terminales. Lo que diferencia a Telegram del resto de stickers de la competencia, es que tu mismo puedes crear los tuyos y compartirlos con tus amigos. Ah, y ya es posible decir cómo te sientes con pegatinas personalizadas de la estrella porno bear del momento.
Sé original con tus ligues ¡usa el sticker de Einstein para decirles que el tamaño de tu rabo está comprobado por un genio!
Y esto es todo lo que puedo contar del maravilloso mundo de Telegram. Si en la próxima caída de WhatsApp te vuelves a quedar incomunicado, será culpa tuya, porque la gente de bien estaremos en Telegram, teniendo sexo loco, y con protección, con muchos ositos lindos. No digas que no te avisamos.
¡Saludos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario