lunes, 19 de octubre de 2009

Be Bear My Friend


Mucha gente se confunde: no mostrar la cara en los perfiles no es una vergüenza. Follar con los calcetines puestos si.

Esta aclaración me parece una buena base para cimentar los pilares de este blog, que nace básicamente por la necesidad de un descabezado por contar las cosas que rodean al rollo oso, y algunas cosas más, que no sólo de osos vive el hombre, ni los fabricantes de hachas.

Tener un perfil en el que no muestras la cara es un fastidio. Estás como en el escalafón mas bajo de la pirámide osuna. Los que muestran la cara no quieren cuentas contigo, igual luego les mandas la foto, les resultas un feto y tienen que seguir hablándote, sería horroroso.
Los que tienen cara y te hablan son como una bomba de relojería: están al acecho, indagando con preguntas supuestamente cándidas, hasta que no aguantan más y te sueltan:"¿y este cuerpo tiene cara? jeje" y entonces se convierten en lobos que dejan la piel de cordero para que te la pongas tu si quieres, pero sin la foto de cara no se van ni de coña. Suelen irse enrabietados si no consiguen su propósito, algo así como cuando Belén Esteban está con la regla.
Y por último están los que son como tú, desheredados de la sociedad, sin cara, sin personalidad, escoria que hace bulto, que ni siquiera serán Mr Bear de la semana aunque los votes 1.000 veces. Ellos te entienden, te escuchan, hasta que salta la liebre: "¿y este cuerpo tiene cam? jeje". Y entonces te preguntas por qué no habrás puesto la foto de cara de Miguel Bosé o de Antonio Gala, como hace todo el mundo...

Yo recuerdo cuando no había perfiles en internet, ni los módems de 56k daban para algo más que cargar el irc y meterte en cualquier canal que oliera a gorditos. La gente hablaba, incluso en el general, que hoy en día es impensable, podías decir que te llamabas Carlota y trabajabas en un circo como mujer barbuda y te podías convertir en el rey de las fiestas.
Eso de pedir foto no se llevaba, te conformabas con darle tres números, o cuatro si venía al caso, te montabas tu mundo de fantasía y después de mucho tiempo de charla y privados, os la mandábais. Y todos tan contentos. Ahora la foto es lo de menos, si quieres hablar con alguien, toca rellenar el impreso de solicitud de amigo, acompañado de la partida de nacimiento, copia de la última nómina y certificado de empadronamiento, por aquello de "si hace falta ir, se va, pero ir pa ná es tontería".

Todo más complicado. Más selectivo. Un guetto.

Yo me imagino aplicando esta actitud en mi vida diaria. Por poner, un atracador en un banco:

Atracador: tío, la pasta o te coso a balazos!
Sr. Cajero: Uy, ¿pero de qué vas? ¡atracando con pasamontañas!
Atracador: ¡Joder, es verdad! ¡la nueva ley antipasamontañas!
Sr. Cajero: anda, alma cándida, vuelve mañana... ¡y con la cara bien lavada!

O en los carnavales...

CArnavalero: ¡Si no pita no pasa, si no pita no pasa!
Sr. Conductor: ¡anda anda alma pueril! ¿cómo te voy a pitar si no te veo la cara?
Carnavalero: ¡Joder, estamos en carnavales!
Sr. Conductor: ¡Y encima contestón! ¡Quítate de enmedio sinvergüenza!

Y es que hemos llegado a un punto en que se falta al respeto por un exceso de ego, de jerarquizar, de ser más... Una cara, un torso o unas piernas no hacen a la persona... muchos dicen en un alarde de hipcresía que les gustaría que se les diese una oportunidad para conocerles, que no haya juicios previos, que la vida es bella y el amor libre, y lo único que necesitan es otra palmadita más en la espalda: "sigues siendo la estrella chavalín", sonríen, se lamen las heridas y vuelven a cerrar el círculo.

Igual soy un bicho raro, pero me miro en el espejo y veo dos piernas, dos brazos, un torso... y una cara... pero esa, y pensándolo bien, ya te la enseño por cam :-)



2 comentarios:

  1. ...osea que eres igual a un delincuente o a un payaso... por eso te avergüenzas de ti mismo y por eso no enseñas la cara... porque claro eso de ser gay es una cosa tan asquerosa que hay que taparlo...

    ResponderEliminar
  2. http://www.youtube.com/watch?gl=ES&v=vqoNTUGsJhU

    ResponderEliminar