jueves, 24 de mayo de 2012

Lisbon Bear Pride y Bear Pride Lisbon

Ya tengo ganas de quitarme esta camisa.
(Los demás pensamos igual).
Parece que en esta parte del mundo el calorcito ha llegado para quedarse, así que no hay nada mejor que hacer que quitarse la camisa de cuadros de franela en una quedada de osos. Bueno, se me ocurren mejores cosas, pero ahora voy de pobre y no es plan de visitar el mundo sin dinero.
Ahora edito el fondo y digo que he estado en Nueva York.
Por suerte hoy mismo comienza la LISBON BEAR PRIDE organizada por los de Tr3s Lisboa, el bar de osos de moda en Portugal, aunque usan un ordenador Apple y eso le resta puntos en mi "molómetro" personal. Todo apunta a que va a ser una buena fiesta, no es que hagan algo fuera de lo normal (sauna-viaje en barco-fiestas) pero el ambiente es muy bueno y Lisboa se ha convertido en una de mis ciudades favoritas para morir de un coma etílico. El alcohol es muy barato, y por lo mismo que te cuestan 2 copas en Madrid después del 2x1, pueden invitar a ese osito/chaser/musculoca/otros a un par de copas, o a un montón de agua y refrescos a un daddy, aunque como los daddies ahora van de divas es seguro que no te encuentres a casi ninguno en la disco ya que estarán follando o descansando.
Yo tomo 3 pastillas para la tensión y el pollazo de ese niño de allí.
LISBON BEAR PRIDE dura hasta el Domingo y además tiene elección de Miss Bear. Lo que no sé si tienen es elección de damas de honor, pero bueno, el ganador se lleva un viaje a Madrid con 2 días de alojamiento en las fechas del orgullo gay. Podéis apuntaros en esta dirección, no tengáis miedo, yo no me presento, así que hay posibilidades de ganar. Como siempre en estos saraos, podéis ver la lista de asistentes al LISBON BEAR PRIDE en el bearwww o en Growlr, este último es más práctico, ya que así vas quedando con el personal.
Espero encontrarme a alguien así y no salir del hotel en todo el fin de semana.
Pero este fin de semana va a pasar algo totalmente extraño, hay otra quedada, la Bear Pride Lisbon, que ha salido de la nada hace unos días por el bear y dará comienzo el viernes. Que haya más de una quedada en una ciudad grande ya no nos pilla por sorpresa a nadie, en Madrid lleva pasando años y, a parte de la guerra de publicidad, la sangre ya no llega al Manzanares. Lo realmente extraño es que los organizadores de la Bear Pride Lisbon son los dueños de la Disco Construction, disco en la cual, además de poder fumar aunque la ley portuguesa diga que no, se celebran dos de las 3 fiestas LISBON BEAR PRIDE, pero aquí no acaba la cosa, pues los pinchadiscos que anuncian, son los los mismos en las 2 parties.
Pero para rematar el despropósito encontramos lo mejor, los carteles:
Grupo de osos que realmente ves en la fiesta, y no modelos americanos.
¡Coño! ¡si en esta fiesta también pinchan Davix y Yanguas!
Yo no tengo nada que ver con los carteles, pero estoy bueno y tengo una bandera bear detrás.
Como se puede ver en el cartel de LISBON BEAR PRIDE no salimos nosotros, aunque les apoyamos desde el principio, pero es normal, así no quitamos protagonismo a los demás. Pero el detalle más importante es que la fiesta está patrocinada por el Grupo Hot, y la Bear Pride Lisbon por la Madbear. Ya me imagino una horda de ninjas flayeros de cada bando repartiendo la publicidad para sus próximas fiestas, además de suculentos descuentos.
—Me han flayeado un ojo y no veo nada.
—Bueno, no hace falta ver para saber que Calatayud está por allí.


Rivalidades madrileñas a un lado, seguro que va a ser un buen fin de semana de osos, compras, alcohol, prostitución (mi tarifa de precios está en Scruff, a ver si saco para comprar un HTC One X) y drogas.
Con un maromo así follo gratis... Y hasta me casaría y me compraría un perro y un niño del tercer mundo.
¡Nos vemos por Lisboa!

**** Ultima hora ****
Parece que en el bear las dos fiestas ya se llaman igual.
Antes...
... Después
Aunque en la web de la discoteca sigan a lo suyo y los patrocinadores de los eventos sigan siendo tan diferentes para un mismo evento.

miércoles, 16 de mayo de 2012

Bear Update: Links for everyone

Casi cinco meses nos ha costado recopilar buenos enlaces para actualizar la base de datos, pero claro, entre tanto palomo, fiestas aniversario de bares osunos y gorditos naturistas, no hemos tenido tiempo de buscar en la red para traeros lo mejor de lo mejor hasta hoy, que ampliamos la oferta pajeril con doce páginas que seguro no os dejarán indiferentes. Id pidiendo cita para el callista porque lo vais a necesitar.

Y como con este calor que está haciendo a mediados de mayo no apetece mucho leer demasiado, solo recordaros que los que tengáis el ego por los suelos, podéis enviarnos vuestras fotos para que las publiquemos en un maravilloso post que todos admirarán y vuestros teléfonos no pararán de sonar. Interesados enviadnos lo que queráis a bebearmyfriend@gmail.com.

Por último y no por ello menos importante, invitaros al LISBON BEAR PRIDE que tendrá lugar en Portugal la semana que viene desde el día 24 al 27. Podéis encontrar más información aquí, así que ya estáis tardando en hacer contactos, follamigos y gente que os aloje en sus casas para no faltar a esta cita ineludible del calendario osuno. ¿Nos vemos allí?

Venga va, se acabó la tensa espera, podéis entrar a la cueva del tesoro...
















A disfrutar :-)

domingo, 6 de mayo de 2012

Crónica de los palomos cojos 2012

Antes de nada veamos los asistente al estilo manifestómetro:
Según el sigpac, el área es de 2853 m2, así que hagamos cálculos:

2853 m2 * 1 pers/m2 = 2853 ratas voladoras cojas
2853 m2 * 2 pers/m2 = 5706 ratas voladoras cojas
2853 m2 * 3 pers/m2 = 8553 ratas voladoras cojas
2853 m2 * 4 pers/m2 = 11412 ratas voladoras cojas

La policía local que (¡oh, milagro!) hoy ha trabajado, y no para poner multas ni pasear los coches, ha realizado una estimación de alrededor de 8 mil personas, que son las que caben solo en la plaza. Yo he sido más generoso y he abarcado zonas cercanas. Ahora una colección de fotos mostrando el lleno:
Nubes que no descargaron agua
Gente rara.

Más gente rara.
Nunca se ha visto la plaza así, bueno, en otros macrobotellones.
La gente no ha ido con la cara borrada, he sido yo.
Bandera arco iris, este año se han visto muchas, había que sacar pasta de donde fuera.

Más gente y votantes del PP.
Mi nuevo amor, lo llamaré Sr Desconocido. Vamos a vivir juntos... en algún sueño.
Mensaje misterioso.
Así que con estos datos solo se puede decir que el macrobotellón ha sido todo un éxito, comparable a la fiesta de San Juan, carnavales o Almossasa o como se diga (fiestas locales usadas como excusa para aumentar las ventas del alcohol). Viendo esta explosión de felicidad, entendimiento y diversidad, dan ganas de irse a vivir a Badajoz, comerle la boca a mi novio (o al ligue para trío de turno) sin tener que aguantar las miraditas y comentarios de la gentuza... Pero vaya, al parecer ya vivo aquí.
Y es que ahora toca vender el éxito de público como una muestra de la tolerancia de Badajoz, una ciudad moderna donde todos tenemos cabida, sobre todo la comunidad lgtbq, que nos sentiremos arropados por el calor pacense para que podamos vivir en libertad y gastarnos nuestro dinero rosa a espuertas en las maravillosas tiendas o lugares de ocio lgtbq friendly.
Disco cani que ahora va de gay friendly
Nada más lejos de la realidad, todo va a seguir igual, solo que los hosteleros de la zona han visto que se puede hacer mucha caja entre carnavales y San Juan, ya que si fuera por la tolerancia de esta ciudad, el "Día del orgullo gay" tendría más aceptación, pero ya sea por el nombre que ofende a los heteros que no tienen un día para ellos solitos, o porque la Sexta no lo organiza, esa festividad es casi anecdótica aunque lleve más años.
Maricones, ¡a pagar y a callar!
A este paso al alcalde le van a hacer una estatua ecuestre por traer más dinero a Badajoz. En las pasadas elecciones a la alcaldía volvió a ganar por una mayoría aplastante, dejando claro que su chascarrillo insultante y homófobo vale para montar los palomos cojos 2011, pero no para hacérselo pagar en las urnas, así que no veo raro que le homenajeen con honores. 
Presunto botellón de Celdran, para el solito.
Como no he visto extraño que la Fundación Triangulo Extremadura, viendo el éxito de público del año pasado, en el cual ellos prefirieron mantenerse al margen, se le haya abierto el cielo hasta límites que incitan al trance/éxtasis/metástasis para seguir con una celebración enfocada al coma etílico del ego, olvidando la gracieta del presunto borracho del Sr Celdrán, con el que se reunieron en 2011 y se tragaron aceptaron por válido el cuento de que sus palabras fueron sacadas de contexto y que él hablaba de palomas, dando carpetazo al asunto. Pero ¿Qué sentido tiene que lo organicen ellos cuando aceptaron que se había confundido? Digamos adiós al día del orgullo, y demos la bienvenida al día de los hosteleros.

Para ello hasta enseñó un carnet de comprador de vino Business Class o algo por el estilo.  Pidió perdón por darnos a entender que somos unas reinas del drama medio tontas y por malinterpretar sus palabras. Pero por llamarnos enfermos y decir que aquí sobramos (algo que ya sabíamos desde hace tiempo, solo hay que dar 2 pasos por Chueca y seguro que te encuentras a un extremeño) todavía no se ha disculpado... Ni lo va a decir, que para eso paga y lo dejó bien claro en su NO disculpa.

Así que nada, una fiesta que ha estado muy bien, sobre todo cuando Poyeya se fue y dejó paso a Tokio Dj, pero que está envuelta, o quieren envolver, en un tufo de buenrollismo gay que ni existe ni va a existir en el tiempo que me queda de vida, por mucha propuesta triunfalista que se haga. Puede que yo sea muy susceptible, o puede que tenga demasiado desarrollado el sentido del oído... Pero algunos comentarios homófobos me llegaron y no tuve que hacer mucho por encontrarlos.
Buscando móviles, dinero o drogas.
Como ha sido mucho más exitosa que la vez anterior, y los hosteleros de la zona al estar preparados han ganado mucho más, la tercera edición de los palomos cojos está asegurada en Badajoz, así que nos volveremos a ver allí, aunque no creo que esperemos la fecha con ansiedad. Tenemos más botellones en medio que nos harán más llevadera la espera. Bueno, botellones y el día del orgullo, otro momento para ver la respuesta ciudadana a favor de los derechos lgtbq, y la tolerancia pacense... Ah no, que ya he dicho que a esa celebración los tolerantes no van a llenar la plaza. 
¡Un saludo!

viernes, 4 de mayo de 2012

Bears games

Puede que no lo parezca, pero aquél oso que véis bailando encerrado en una jaula a dos metros del suelo de la discoteca, con un suspensorio por único atuendo e introduciéndose un consolador de 23cms por el culo, también tuvo una infancia en la que jugaba a meterle mano a Adolfito, su compañero de lindos ojos azules y rubia melena (corte principito de cuento) en la clase de 4º de E.G.B.

En el recreo aprovechaba que era más fuerte que el futuro protagonista de "Adolfo, rey de los bellamis (chupa y mama, que derrama)" y le bajaba los pantalones cuando jugaban al "burro", lo que le provocaba un empalme monumental y un deseo irrefrenable de empotrarle contra la pared. Evidentemente no podía saciar su deseo, primero porque eran simples niños, y segundo porque a mitad de curso llegó Paquito, un nuevo alumno que parecía el doble de Piraña en "Verano azul" y descubrió que donde había carne, había alegría.

Pero lo cierto es que los osos que hoy rondan la treintena, o la superan, no tenían tiempo de pensar en el sexo porque era algo prohibido. "Si te tocas ahí te quedarás ciego" decían los curas. Lo que no decían es que ellos se ponían ciegos tocándolos, pero ese es otro tema. El caso es que en su tiempo de ocio, los futuros dominadores del rollo bear jugaban a cosas... De niños, ¡claro!

Por ejemplo: los monta-man. Eran unos muñecos cabezones que se montaban por piezas y estaban articulados. Por 25 pesetas no se podía pedir más. Solían tener el cuerpo coloreado en verde aceituna o rojo, y cuando se les perdía un brazo o una pierna le ponías el de otro, y parecían vestidos por Agatha Ruíz de la Prada. La cabeza se insertaba en el cuerpo por presión y tenían un modélico peinado muy de la época, con la raya a un lado y una eterna sonrisa como de estar siempre colocados. Daba mal karma. Y eran versátiles, igual te conducían un tanque o una nave espacial, que pilotaban un coche de carreras. Una cosa que nunca entendí era por qué todo un coronel del ejército tenía que usar rueditas para montar en bici. Si de todas formas tampoco pedaleaba.
No había monta-woman, pero total, ¿quién estaba interesado en jugar a hacerle la comida a tu maridito cuando podías hacer que el maridito y el astronauta tuvieran un affair en tu propia cama?

Pero los hombres del mañana no vivíamos solamente de monta-man, teníamos también el Telesketch, que era básicamente una pizarra donde podías hacer dibujos y agitando el cacharro se borraba todo y empezabas de nuevo. No, los dibujos no se podían enviar por correo.
El caso es que hacer cualquier cosa con este instrumento era dificilillo, tenías que tener bastante cordinación con los mandos y con el tiempo surgió una versión más cutre que utilizaba un lápiz y borrabas desplazando una barra de un lado a otro. Tenías que hacerlo varias veces porque no lo hacía bien, y tu padre siempre te pillaba con los restos de la polla que acababas de pintar. Como por esa época casi ningún niño de tu edad tenía vello púbico, y mucho menos en los testis, tu falo virtual podía pasar por un cohete espacial. Los más mayores que lo dibujaban con más detalle y pelambrera se excusaban diciendo que el cohete había aterrizado en medio de un bosque. Niños...


Luego estaban los divertidísimos Juegos Reunidos Geyper. Entre los juegos que reunía estaban "la oca", "el parchís" y "el bingo", todos ellos ejemplos de emoción y desenfreno sin fin. Yo creo que venían tantos juegos porque del muermazo que te entraba, de inmediato cambiabas a otro, y así sucesivamente, hasta que el spectrum vino en nuestra ayuda y nos alivió de seguir pasando esas tardes de sábado en familia viendo a tus padres reirse a carcajadas porque a su hijo pequeño le habían comido y se marchaba a casa. Cuando años más tarde el director del instituto le mandaba a casa porque le habían pillado comiendo en un servicio no les hacía tanta gracia.
Y es que el spectrum marcó un antes y un después en la vida de los niños. Con la excusa de que lo necesitabas para hacer los deberes del cole, y escudándote en que harías un curso de una semana de MS DOS que te abriría el camino para dominar el arte de la programación, los fines de semana monopolizabas la tele familiar para jugar. Cuando te preguntaban por los deberes que habías hecho con el ordenador, le plantabas un

10 print "2+2=4"
20 goto 10


y se quedaban tan panchos al ver la pantalla llena de operaciones matemáticas infinitas.
Los juegos venían en cintas de casette, tardaban en cargarse una media de 15 minutos y muchas veces te quedabas en la pantalla de carga. Eso si tenías suerte de que la cinta estuviera en condiciones. Si no, te comprabas la microhobby y pasabas el rato con las demos que traían, que eran basura en su mayoría. Por esa época Perico Delgado, Emilio Butragueño o Míchel inauguraron los patrocinios de deportistas para juegos de ordenador. Vendían como churros, pero qué malos eran...


Y como no podía ser de otra manera, los niños ricos pasaron de jugar con casettes a introducir cartuchos en una consola. La NES fue una revolución, metías el juego... Y jugabas. Sin esperar. Así jugamos al Mario Bros o al Gauntlet a razón de diez mil pesetas por cabeza. La explosión de colores que ofrecían suponía un orgasmo jueguil que ya no abandonaríamos hasta que tocaba irse a Melilla a hacer la mili y descubríamos que fumar porros y tirarse al compañero de litera era más divertido. Considerablemente.




Pero hasta ese momento en que la patria te llamaba a filas para cumplir con tus obligaciones y hacerte un hombre de provecho, los niños más pobres no podían permitirse lujos asiáticos. Había que tirar de quioscos donde comprabas por 25 pesetas las famosas manos locas. Básicamente eran gomas en cuyo extremo había una zona pegajosa en forma de mano que servía para dar por saco a diestro y siniestro. sobre todo a las niñas de la clase, que veían horrorizadas cómo adherías la mano a su cabellera y le arrancabas un par de pelos que luego enseñabas por toda la clase como si fuera un trofeo. La susodicha luego solía arañarte la cara y en casa tenías que decir que te habías caído para que no te llamaran marica por haber sido abofeteado por una chica.
La mano tenía múltiples usos: coger apuntes del compañero de al lado, pegar manotazos en la cara, y la favorita, que era pegarlas en el techo. Si tenías la mala suerte de que el profesor entraba y la tuya se quedaba ahí arriba, hasta que no bajara no podías cogerla, pero cuando lo hacía tus compañeros que eran muy buena gente la pisoteaban, estiraban y rompían hasta destrozarla. En esa época eramos inocentes, pero un tanto salvajes.

Y aún así nos divertíamos haciendo trenzas con hilos de plástico. Éstas más que nada eran cosa de niñas, pero si la vena gay corría ya fuerte por tus venas, después de clase te gastabas los cuartos y te hacías unas cuantas pulseras en casa. Luego soltabas que una novia (porque todos teníamos muchas novias) te la había hecho y todos tan contentos. Ibas con tu pulsera, tu uniforme, tu cara de rompecorazones... y una pinta de marica que no se aguantaba, pero qué más daba, si eramos niños.

Vamos, que con los años no solo necesitamos más dinero para entretenernos, sino que encima hay que ser lo más extravagante posible. Si total, tampoco hemos cambiado tanto, si en vez de una fusta para atizar culos usas una manoloca las risas están aseguradas. Y te ahorras una pasta. ¿Que no tenéis vaselina y no se puede follar? Pues unas partiditas al Emilio Butragueño y listo. ¿Y que en el cuarto oscuro no te entra ni el Quico? Pues te coges los juegos reunidos, te echas un parchís con un oso por skype y le dices que te haga lo que quiera, porque de todas formas mañana irás al trabajo sin haberte comido ninguna pero contando veinticinco.